17 Nov, 2018

Situación

Nuestra ciudad, fundada por Alfonso X el Sabio en 1255, sobre lo que anteriormente había sido conocido como Pozo de Don Gil o Pozuelo Seco, ese mismo año el Rey le otorga la Carta Puebla otorgada por Alfonso el Sabio (1255), y pasa por tanto a llamarse Villa Real.

Será en 1420 cuando Juan II le otorga a la villa el rango de 'Muy Noble y Leal Ciudad Real', pasará desde entonces a llamarse Ciudad Real.

 

La ciudad vive su auge con las industrias de paño, los curtidos de piel y el valorado vino, que unido al empeño de los Reyes Católicos, por hacer de ella el centro administrativo del sur de España, establecieron en Ciudad Real el Tribunal de la Inquisición, que funcionó de 1483 a 1485, fecha en que fue trasladado a Toledo y la Real Chancillería en 1494, siendo el más alto organismo judicial de la época, que tras la muerte de Isabel la Católica, fue traslada a Granada. En 1691 se crea la provincia de La Mancha y Ciudad Real será la capital, sin embargo, la eterna rivalidad de Almagro hace que esta Villa consiga la capitalidad en 1750, aunque será en 1833 cuando quede definitivamente constituida como tal en Ciudad Real.

 

Es a finales del siglo XX cuando Ciudad Real experimenta un crecimiento sin precedentes con la edificación del Campus de la Universidad de Castilla-La Mancha en 1985 y con la llegada del tren de Alta Velocidad -AVE- Madrid-Sevilla en 1992. La actividad comercial y el sector de los servicios también experimente un crecimiento importante, porque han hecho posible que la ciudad, que 20 años atrás apenas llegaba a los 50.000 habitantes, hoy supere los 70.000.

 

La constante evolución en el número de servicios, comercios, viviendas, reflejado en la cifras de la población, según el INE, a principios de 2004 Ciudad Real contaba con más de 67.000 habitantes y a 1 de Enero de 2007 la cifra asciende a 71.005 habitantes. Ciudad Real se encuentra en pleno proceso de expansión y progreso.

 

Nuestro Centro se encuentra en la Plaza de San Francisco, a 1 minuto del Centro comercial y financiero de la Ciudad, la plaza del Pilar.